De reclinatorio a Galán de Noche

de_reclinatorio_a_galan_de_noche-10

Mi amigo Alfonso quería que este reclinatorio, que llevaba más de un siglo en su casa familiar, ahora estuviera en su dormitorio como galán de noche para su uniforme de trabajo. Pero Belén, su mujer, no estaba dispuesta a meter “semejante cosa” en su dormitorio. Todo tomó otro cariz cuando se les ocurrió que yo podría ayudarles, lo que se convirtió en un gran reto porque del resultado dependía que pasara a ser una pieza protagonista a diario o volviera al desván de los olvidados.

Aunque hasta ahora ha tenido una funcionalidad distinta, aquí me voy a centrar en la que tendrá en su segunda etapa como galán de noche.

El galán de noche empezó a formar parte del mobiliario a partir de los 60 con la modernización de la sociedad y los cambios sucedidos después de la II Guerra Mundial. Servía de soporte para los trajes de caballero, ayudando a que no se arrugaran y aireándolos para el siguiente uso. De ahí su nombre, la estructura se convierte en el gentleman durante las horas de descanso, teniéndolo listo y a mano para el uso del día siguiente.

Últimamente parece que ha perdido importancia en cuanto a su uso, pero adquiere protagonismo cuando se trata de soportar el uniforme de trabajo, como en este caso, y se sigue incluyendo en la decoración formando parte de ambientes elegantes y distinguidos.

Este trabajo ha consistido en despojarlo de su tapizado original que, imagínate lo antiguo que era que el relleno estaba formado por paja natural. Además, tuve que reparar una de las patas que estaba agrietada y encolar toda la pieza para darle firmeza antes de empezar con la decoración.

Después de un primer intento por darle un acabado en gris pensé que el blanco le daría mayor luminosidad y la elección del tapizado acabó de convencerme. Quería conseguir una pieza masculina pero sin ser demasiado seria para que fuera bien acogida en la decoración del dormitorio.

Por último, he añadido un listón y he plastificado el tapizado inferior para que al dejar los zapatos no dañen la tapicería.

de_reclinatorio_a_galan_de_noche-4

Te muestro otros ejemplos de galán de noche como inspiración por si te animas a incluir uno en la decoración de tu dormitorio o vestidor. Los hay clásicos y más modernos, pero todos derrochan glamour, funcionalidad y diseño.

 

 

galan-de-noche-5

¿Qué te ha parecido? Cuéntame qué opinas sobre esta pieza un poco olvidada

Imágenes: Los Rescates de Lola, Pinterest

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s